Rate this post

¿Qué es un SAI?

Todos en algún momento de nuestra vida hemos oído hablar de los SAI y a veces, ni siquiera sabemos con exactitud qué función cumplen, ni cuales son los más recomendables. Aquí, vamos a salir de dudas y vamos a explicar en detalle los diferentes tipos existentes de la forma más amena posible. ¡Vamos a ello!

Un SAI son las siglas de Sistema de Alimentación Ininterrumpida, en ingles UPS son las siglas de Uninterruptible Power Supply.

Son equipos cuya finalidad es proteger a los equipos, servidores, y otros equipos, de los problemas eléctricos (picos de tensión, fluctuación de tensión, etc) y apagones a los equipos conectados a través de este tipos de dispositivos.

¿Funcionalidades de los SAI?

El principal objetivo de los SAIs es suministrar energía eléctrica desde sus baterías cuando se producen apagones o cortes de corriente, evitando así la pérdida de datos y posibles averías de los equipos. Dependiendo la tecnología utilizada, también su función principal puede ser estabilizar la tensión o filtrar alteraciones eléctricas.

Tipos de SAI

Existen diferentes tipos de SAIs y dependiendo la tecnología utilizada, son más o menos eficientes.

Podemos encontrar 3 tipos diferentes de SAI:

SAI OnLine

Son los comúnmente llamados de doble conversión. Esta doble conversión consiste en convertir la corriente alterna de la red eléctrica en corriente continua a su paso por el rectificador y a continuación, vuelve a ser convertida en alterna gracias al inversor, pero esta vez, con los valores configurados y estables. AC-DC-AC

También son los únicos que incluyen la función de Bypass, quiere decir que si se nos avería el SAI, podemos cambiar el modo para que la corriente pase directamente hacia la salida, sin realizar la doble conversión. Esta función es utilizada mayormente cuando existe alguna avería del SAI en el sector de la doble conversión. No es recomendable su activación sin consultar con un profesional.

Todo lo anterior, hace que todos los problemas eléctricos de entrada, sean suprimidos a la salida, siendo una señal sinusoidal pura y estable. Son los más fiables y por lo tanto de mayor coste.

La carga de las baterías se hace de forma simultánea una vez que la corriente ha pasado a través del rectificado de entrada y en el sector donde se maneja la corriente continua (DC).

Diagrama de SAI Online o de doble conversión
Diagrama interno de SAI Online o de doble conversión

SAI Interactivos

Son equipos más básicos que los SAI Online, pero igualmente suministran una protección, siempre y cuando las fluctuaciones de tensión no sean muy agresivas.

En la electrónica del SAI, a la entrada, incorpora un microprocesador que controla las fluctuaciones de la red de hasta un 15%, regulando la tensión de salida. Es un proceso de filtrado y de mejora de la corriente que les llega a los dispositivos conectados. Al momento de un corte eléctrico, el SAI detecta un corte de corriente y conmuta al funcionamiento de batería.

Este tipo de SAI se están extendiendo mayormente como de mayor protección, cuando realmente la protección que ofrecen es la de un regulador de tensión limitado al +-15%. Los precios son adecuados para la protección que suministran.

Diagrama de SAI Interactivo
Diagrama interno de SAI Interactivo

SAI Off-Line

Son los equipos más básicos que existen para proteger los equipos de apagones eléctricos, pero cuando existe una tensión de entrada, esta pasa a los equipos que están conectados a través de él, sin realizar ningún tipo de filtrado.

Este tipo de SAI son los más extendidos debido al precio, y realmente no protegen a los equipos de las alteraciones eléctricas.

Diagrama de SAI Offline
Diagrama interno de SAI Offline

¿Que son los VA?

La medida que encontramos en los SAIs son Voltiamperios (Va).

Tenemos que hacer una conversión del consumo en vatios (w) de los equipos que vamos a conectar a Voltiamperios (Va) para sacar la relación de lo que necesitamos. Existen multitud de formas de realizar esta conversión y mucho mas complejas, pero la más fácil, rápida y fiable es dividir los Vatios (W) entre 0,7 (Factor de potencia).

Ejemplo: 700W / 0,7 = 1000Va

Normalmente, los fabricantes, incluyen en las fichas de cada SAI una equivalencia de los Voltiamperios (Va) en vatios (W).

¿Qué capacidad necesito?

Debemos cuantificar el número de equipos y sumar las potencias en Vatios (w). Añadimos un 20% por los picos posibles que se puedan producir en el propio arranque de los equipos o cuando se le exija mayor rendimiento.

Ejemplo: (700W + 20%) / 0,7 = 1200Va

Software

Normalmente, los SAIs suministran un software y una conexión USB o serie para la conexión con los equipos. Este software suele permitir programaciones de apagados de los sistemas, y ver parámetros del SAI (batería, frecuencias de entrada y salida, voltajes, etc).

También existen tarjetas de gestión SNMP, que se conecta a la red informática, para el envío de información de estado del SAI y para gestión de apagado de los equipos, servidores, etc. Esta gestión es más avanzada y no vienen por defecto en ninguno de los equipos montadas ya que suelen tener un alto coste.

¿Qué mantenimiento debemos dar?

  • Evita sobrecargas superiores al 80% de la capacidad del SAI
  • No conectar equipos que tengan gran consumo puntual como impresoras ya que estos cambios de consumo, pueden dañar el SAI.
  • Proteger el SAI de la humedad, y de altas temperaturas.
  • Descargar la batería de vez en cuando tal y como vemos en nuestro artículo de consejos de uso y mantenimiento de baterías. No obstante es sencillo, solo hay que desconectarlo de la corriente eléctrica y cuando esté entre el 10% y el 15% volvemos a enchufar el SAI a la corriente eléctrica.
  • Cambio de baterías cuando su capacidad haya disminuido.